martes, 2 de agosto de 2011

TIENES DISPOSICION PERO NO CAPACIDAD

Tú, sí que estás consciente de la misión especial que Dios te ha asignado sobre la tierra.
Has entendido desde hace mucho tiempo,  que no hay otro propósito por el cual has nacido...
Sabes que desde tu insignificancia e inexperiencia, Dios te ha elegido para que formes parte de su equipo de trabajo en estos tiempos tan conflictivos.
¡Qué gran privilegio!
Sabes que no lo mereces, y que todo ha sido por su gracia incondicional.

SIN EMBARGO:
Ahora estás enfrentando diversas oposiciones que te impiden desempeñarte como Dios quiere que lo hagas.
Ya viste que no solamente tienes oposiciones externas...
Tienes también oposiciones internas que se reflejan en tus propias debilidades personales, en tu egoísmo, en tu indiferencia, en el temor, en la falta de fe...
Estás consciente que son barreras que te impiden hacer las cosas como Dios te las ha ordenado...
No haces las cosas como deberías de hacerlas...
Sabes que necesitas que tu corazón sea conforme al corazón de Dios, deseas tenerlo, pero te das cuenta que en realidad no es así. Estás muy lejos de ello...
Luchas para alcanzarlo pero topas con la pared, y eso te frustra en gran manera...
Fácilmente te adecuas a los estorbos que tu sabes que te impiden desarrollarte en lo que Dios te ha ordenado, y te ves en el kilometro “0” de la obediencia.
Sientes que no has hecho nada...

Todo lo anterior hace que te sientas inconforme con tu vida...
No estás dando como deberías de dar...
Te ves tan incapaz y estéril...
No te dan ganas de continuar...
Sin embargo, todo esto es bueno que lo reconozcas, pues te das cuenta que la capacidad para hacer las cosas no vienen de ti sino de Dios.
Tú únicamente tienes la disposición, pero no tienes la capacidad...

¿Cómo lograr la capacidad?
Incrementa mas tu tiempo de oración y pídele al Señor que cada día revitalice con su Espíritu Santo, todas las aéreas de tu vida...
Tus pensamientos...
Tus emociones...
Tus deseos...
Todo tu ser...

Ya viste que esta tarea no se puede hacer solo, sino que con el respaldo único y total del Espíritu Santo...
Entiéndelo hoy:
No hay otra razón por la que naciste...
El llamado de Dios para tu vida, se mantendrá firme hasta el día que dejes este mundo...

Pues mirad, hermanos, vuestra vocación, que no sois muchos sabios según la carne, ni muchos poderosos, ni muchos nobles; sino que lo necio del mundo escogió Dios, para avergonzar a los sabios; y lo débil del mundo escogió Dios, para avergonzar a lo fuerte;  y lo vil del mundo y lo menospreciado escogió Dios, y lo que no es, para deshacer lo que es, a fin de que nadie se jacte en su presencia.
1 Corintios 1:26-29

3 comentarios:

Hija de Dios dijo...

Alabado sea el Señor de glorias

Margarita Messa Benitez dijo...

Hola José Alfredo, bendiciones, eso es verdad, y no podemos solos, es con su Santo Espíritu. Un abrazo

noel bravo v dijo...

ayer lo lei,es como si Dios esta hablandome a la cara,tengo esa dificultad imposible para mis fuerzas ,he intentado de todo y cada vez solo me he sentido mas impotente ,incapaz ,sin solucion sin principio ni fin .
Hoy dejo ese´problema en manos de DIOS ,en el que confio y espero, no se cuanto tiempo pero su palabra no dejara que me averguencen .Debo hacer el tiempo para DIOS ,por que el guardara de mis cosas mi familia y mi vida,igual que a cualquiera que en el crea.Ya les dare en su momento mi testimonio, que servira para acrecentar la fe de cada uno .
Por CRISTO y en CRISTO,amen.
Noel Bravo Valle